Caminos del Mayab

Todo en el marco de la ley, sentencia Gobernador

Ayer los quintanarroenses celebramos el 46 Aniversario de la entrada en vigor de la Constitución Política del Estado Libre y Soberano de Quintana Roo, lógicamente el Poder Legislativo convocó al Ejecutivo y Judicial para realizar un acto protocolario en la sede alterna del Congreso, o sea, en el Centro de Convenciones de Chetumal.

De acuerdo con el protocolo de la sesión solemne de la XVI Legislatura del Estado, el diputado Luis Fernando Chávez Zepeda, fue el primer orador, dijo que los quintanarroenses necesitan una reforma que renueve la cooperación de los poderes del Estado, perfeccionando la separación y el equilibrio entre ellos, como lo contempló el Constituyente. Coincidió que hay que hacer cambio para devolver la paz al pueblo, sólo se puede crear a partir de la distribución equitativa de la riqueza, el respeto a cada ciudadano en su integridad y de un estado realmente democrático, aliado con los ciudadanos en su lucha por alcanzar una vida con dignidad.

Luego habló el Magistrado Presidente del Tribunal Superior de Justicia, José Antonio León Ruiz para decir que las reformas a la Constitución son necesarias para una correcta aplicación de la justicia.

Al final, el gobernador del estado, Carlos Joaquín González habló sobre temas torales que están vigentes en la sociedad quintanarroense: la inseguridad, la corrupción, la toma del Congreso y las elecciones del próximo 6 de junio.

Ahí dijo que es necesario revisar el modelo de administración local, que encuentre fórmulas más adecuadas a la estructura de población y se adapte a la forma de su propia autonomía. Enfatizó que una sociedad cuando es estable no necesita nutrirse de la discordia y lamentó que la ceremonia del 46 Aniversarios de la Promulgación de la Constitución sea celebrada en una sede alterna a la del Congreso del Estado; en clara alusión a la toma de las instalaciones de la XVI Legislatura por las mujeres que están a favor del aborto, de quitar la vida.

“… la estabilidad y la moralidad pública son la clave para afianzar a nuestra sociedad… la Constitución no es un instrumento que controle al pueblo, sino que es el instrumento para que el pueblo controle al gobierno”, destacó y con eso me quedo.

SASCAB

La administración de Tulum, que preside Víctor Mas Tah cada día se pudre más, pues está manipulada por los hermanos Xiu Manzanero, Jorge Luis y Francisco Javier, son los verdaderos administradores de la hacienda pública de los tulumnenses.

Pero los hermanos Xiu Manzaneros no solo le imprimen su sello de gobierno a Tulum, sino que también le dan rienda suelta a sus bajas pasiones y su ambición por el dinero, pues saben que el noble pueblo no les dará otra oportunidad vía su títere, Víctor Mas Tah.

En el caso de Jorge Luis Xiu Manzanero, quien fue denunciado en noviembre pasado por el delito de “Hostigamiento Sexual” y/o aprovechamiento sexual y/o lo que resulte, según la carpeta de investigación FGE/QR/DRMPRM/FEDCMRG/121556/2019, en contra de una empleada del Ayuntamiento y lo más risible es que la Fiscalía de Atención a la Violencia contra la Mujer descartó esta investigación aduciendo que la víctima padece esquizofrenia, ¿de cuándo acá esa condición es determinante para dejar sin acción una denuncia que se persigue de oficio?, eso es para que usted lector vea que con dinero cualquiera puede hacer lo que quiera en Tulum.

Los actos de corrupción están representados por el Oficial Mayor de Tulum que está a cargo de Francisco Xavier Xiu Manzanero, éste se aprovechó de la vulnerabilidad económica y humildad de la joven mujer para llevarla bajo amenazas a distintos domicilios, entre ellos algunas de las propiedades de Jorge Luis Xiu Manzanero, para someterla hasta el cansancio, dejando en ella diversas lesiones físicas, morales y psicológicas.

Se suman el derroche desvergonzado de la administración del Municipio de Tulum en gastos que Víctor Mas se ha esmerado de ocultar y realizar a espaldas de los ciudadanos, los cuales ni se enteran ya que todo ese dinero es falsamente utilizado para el beneficio de los servidores públicos que trabajan en el Ayuntamiento de Tulum; o sea hay una sobrenómina que no llega a los trabajadores, sino que se queda en la Oficialía Mayor, ya daremos más datos de ello.